Opinión: El Asquillo de María Gargajo.-

0
630

Por Caraballo-1José Antonio Reyes Caraballo.-
DIARIO VISION.-Según la leyenda y los dichos populares de antaño María Gargajo, era una señora de tremendo amor por la higiene y la limpieza, la misma que llegaba tan lejos en cuanto a limpieza se refiere, que no había un solo rincón de su casa que tuviera un pequeño sucio que esta no limpiara con rapidez y esmero; llegaba tan lejos en sus afanes de ser una mujer limpia, que como bien es sabido por todos nosotros, cuando se va a freír huevos, hay que poner a calentar bien el aceite para que el huevo no se pegue de la paila y además para que se cosa bien, pues María Gargajo, lavaba los huevos antes de partirlos, pero escupía el aceite para saber si estaba bien caliente.

El tema lo traigo a colación por el desvelo de las autoridades del Ministerio Publico Dominicano en perseguir los bienes de supuestos Narco traficantes, a los mismos que el Ministerio Publico ha tenido que retirarles los cargos imputados a ellos en este país, para permitir su extradición del país, un deseo de enajenar bienes proveniente de un pecado, de un crimen, pero que las autoridades Dominicanas le encanta tener y disfrutar, buenos vehículos, buenos apartamentos, buenas fincas, en fin buenos y caros todos, pero provenientes del pecado capital y que las autoridades, para estos bienes tienen el asquillo de la señora María Gargajo.  

Es decir, que los bienes provenientes del Narco tráfico son buenos para ser usados por las autoridades a su libre albedrio, pero es un pecado mortal verlos en manos de quienes lo hayan adquirido fruto de ese de ese pecado, la ley especifica claramente que se debe hacer con esos bienes incautado, pero en este país se tiene mucha fuerza para actuar en contra de ellos, pero parece que el objetivo principal no es lo que origina los bienes,  sino los bienes perse,  los mismos que son usados por las autoridades que deben preservarlos.

Recientemente autoridades de este país anunciaban muertos de risas la “venta en pública subasta” de unos bienes que habían sido incautados a diferentes Narco traficantes y en ese anuncio decían el porcentaje que según la ley le corresponde a cada institución del Estado, allí a pesar de que esas instituciones son las encargadas de velar, para que el mal del Narco trafico no se profundice en el país lo que parecía era como un reparto de una herencia familiar, los videos están ahí para el que desee verlo de nuevo.    

En cambio y como paradojas del destino, observo a otra institución del Estado decomisando bienes multi millonarios incautados y los mismos ser destruidos frente a las cámara de los medios informativos, me refiero a la Dirección General de Aduanas, parece que esta institución mejor prefiere destruir los cargamento de bebidas alcohólicas y equipos de diferentes variedades, que venderlos en pública subasta, una incongruencia en un país que dice estar en carencia de recursos para los hospitales del país, para el aumento del salario de las enfermeras y otras necesidades.

Si verdaderamente la lucha contra este flagelo social fuera una lucha sincera, verdadera sin aspavientos otro casa hubiera sido, pero resulta que manejar estos casos se ha convertido en un verdadero negociazo, el cual deja pingues beneficios a los actuando como autoridades lo hacen en estos caso como el dicho popular que no es más que el asquillo de María Gargajo,  es decir, atacar… atacar, pero se benefician de su resultados, mientras el flagelo social corroe las mente de los que la utilizan.

No es raro que hayan bienes incautados a supuestos Narco traficantes que no estén siendo usados por las autoridades, disponen de los mismos, lo enajenan, en fin es un privilegio para ellos andar en buenos vehículos sin que nadie le haya autorizado tal situación, tan ilegal como quien trafica con sustancias prohibidas, pero al fin y al cabo andar en una buena Yipeta o disfrutar de un buen apartamento habría que darles muchas gracias a Dios que solo así ha dado tan magnífica y única oportunidad.

Dejar respuesta