Entidades presentan Plan Contingencia ante Terremoto en Santiago y Puerto Plata

0
88

Nota enviada.-
DIARIO VISION.-Los ministerios de la Presidencia, Medio Ambiente, El Centro de Operaciones de Emergencia (COE) y las gobernaciones de Santiago y Puerto Plata presentaron hoy el Plan de Contingencia ante Terremoto para ser aplicado en las provincias Santiago de los Caballeros y Puerto Plata con la finalidad de mitigar los efectos ante eventuales fenómenos de esta naturaleza.

La iniciativa se ejecutará en el marco de un proceso de articulación institucional público privado, en concordancia con los lineamientos legales y procedimientos del Centro de Operaciones de Emergencia (COE), en cumplimiento del Art. 12 de la Ley 147-02 sobre  Gestión de Riesgos.

Una nota conjunta explica que este plan se elabora “con el fin de dar a conocer a la provincia Santiago y Puerto Plata; así como sus municipios, instancias gubernamentales, instituciones públicas y privadas y ciudadanía en general el proceso de preparación para hacer frente a una emergencia sísmica y poner a disposición de los distintos actores, este instrumento de gestión para facilitar el proceso de implementación concertada, donde cada uno pueda cumplir con el rol que le corresponde dentro de los procesos de la Gestión del Riesgo de Desastres”.

El ministro Francisco Domínguez Brito de Medio Ambiente agradeció al ministro de la presidencia Gustavo Montalvo y a las demás autoridades involucradas por su dedicado empeño para que desarrollara este plan ante posibles terremotos  y destacó la importancia del papel que juega la población sobre qué hacer en estos casos.

“Santiago y Puerto Plata tienen que estar preparados, y el fin de nuestro gobierno con esta actividad es que lo logremos. Que podamos salvar vidas”, aseveró Domínguez Brito.

Anunció que el próximo 14 de marzo se llevará a cabo un simulacro simultáneo en la Provincia de Santiago y Puerto Plata por  lo que exhortó a que la población  se integre y ponga en práctica las lineaciones que indicará el COE.

De su lado, Gustavo Montalvo indicó que se debe reforzar desde ya los comités regionales, provinciales y municipales de prevención, mitigación y respuesta ante desastres creados por la ley 147-02 sobre gestión de riesgos.

“Necesitamos que estos planes que le entregamos sean documentos vivos, necesitamos que la información fluya a todos los niveles, de forma que estos planes provinciales se coordinen con los de cada municipio y con lo de las instituciones del gobierno central. Por ello les exhorto a compartir estos documentos con todos los municipios y con las instituciones públicas y privadas de la Provincia de Santiago y Puerto Plata. Compártanlo también con los medios de comunicación locales y con la ciudadanía en general porque solo unidos, coordinados, preparados y organizados podemos proporcionar a la población la mejor protección posible”, dijo Montalvo.

Durante el acto, que tuvo lugar en el teatro de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (PUCAMAIMA), los ministros Gustavo Montalvo y Francisco Domínguez Brito; así como el director del COE, General de Brigada Juan Manuel Méndez García coincidieron en que los planes están orientados para que las instituciones y organizaciones a nivel provincial  puedan responder, adecuadamente, ante situaciones de emergencias y lograr la preservación de la vida de las personas más allá de su mera supervivencia y evitar el sufrimiento humano.

Los planes de contingencia tienen como objetivo, orientar las tareas de preparación y respuesta necesarias para afrontar un terremoto de gran magnitud, a fin de que las instituciones y organizaciones del nivel Provincial estén fortalecidas y puedan responder adecuadamente ante situaciones de emergencia y desastres, que permitan la preservación de la vida de las personas.

La gestión de riesgos en la República Dominicana data formalmente del año 1966, cuando mediante la Ley 257 se crea la Oficina Nacional de Defensa Civil para velar por la “protección de vidas y bienes” y establece el primer marco normativo focalizado en establecer las pautas para la respuesta a los diferentes eventos a los que el país está expuesto. En 1968 con el objetivo de orientar y coordinar las acciones de todos los actores, se crea la Comisión Nacional de la Defensa Civil bajo coordinación de la Oficina Nacional de la Defensa Civil.

Estudios realizados por sismólogos americanos y japoneses coinciden que la Falla Septentrional no ha liberado energía en más de 800 años, lo que coloca a las ciudades de Santiago y Puerto Plata sísmicamente activas, con el agravante de tener en sus cercanía dos presas; Taveras y Bao, ubicadas al sureste de Santiago, que deberían ser revisadas y estudiadas minuciosamente, y modelar su comportamiento frente a una alta excitación sísmica, y en caso de rotura de una de ellas, o ambas a la vez, la inundación del río Yaque del Norte podría transportar más de 100.000 metros cúbicos de agua por segundo y esos sería catastrófico para la ciudad de Santiago de los Caballeros y para toda la línea noroeste.

El proyecto plantea el reto de fomentar una cultura de prevención y comprensión de los factores y causas del riesgo en que viven los habitantes. El desarrollo de esta cultura de prevención depende de un cambio de actitud basado en una sólida educación. Esto con el fin de lograr las condiciones favorables para continuar avanzando y establecer, de manera sostenible, las nuevas estrategias y acciones sociales sobre los riesgos y sus consecuencias.