Diputado Marcos Cross pide en Foro Parlamentario Italiano intervención en favor del pueblo haitiano

0
87

Destaca que Republica  Dominicana no puede seguir cargando con los problemas de este pueblo, especialmente en el tema de la salud.

ROMA, ITALIA.-El diputado de Ultramar Europa, Marcos Cross Sánchez, solicitó en  el  ll Foro Parlamentario, Italiano-Latino América y Caribe, la intervención en favor del pueblo haitiano, en virtud de que Republica  Dominicana no puede seguir cargando con los problemas de este pueblo, especialmente en el tema de la salud.

El legislador explicó que más del 60% de las parturientas que utilizan los hospitales de la nación dominicana,  son de origen haitianas.

Este foro representa la dimensión parlamentaria de la Conferencia Italia-América Latina y Caribe, y en el mismo se analiza la diplomacia como herramienta útil para el desarrollo del diálogo y el fortalecimiento de la amistad entre los pueblos, a fin de favorecer el mantenimiento y la consolidación de un área de paz y progreso.

Marcos Cross representa a los diputados dominicanos en este importante evento.

El legislador recordó que 8,500 partos  se realizan cada año a haitianas en los hospitales de la región norte y la frontera de la República Dominicana,

Indicó que muchas  de esas mujeres, cuando  dar a luz, se quedan viviendo en el país con la criatura.

Recordó que aunque todas las personas tienen derecho  universal a la salud, es bueno informar, que según  datos publicados en los medios, la RD gasta más de cinco mil millones de pesos anualmente en atenciones a embarazadas haitianas, muchas traídas por mafias para que alumbren en hospitales del país.

Destacó que aunque la salud es un derecho universal, que quien demanda servicio debe ser asistido, es preocupante para las autoridades ver cómo embarazadas vienen desde Haití, directamente a parir a los centros de salud dominicanos”, manifestó.

El Foro señala que los Parlamentos deben ser las instituciones más activas en la defensa de los derechos humanos y en la lucha contra las desigualdades, comprometiéndose a desarrollar programas de cooperación  que involucren a todos los países del área, especialmente a las zonas que registran niveles de desarrollo más bajos, a fin de reducir las desigualdades entre los países y dentro de los mismos, favoreciendo el crecimiento y la justicia social y promoviendo las condiciones favorables a las inversiones y a la transferencia de experiencias.

Participan en la reunión los países miembros del Instituto Ítalo-Latinoamericano como son Argentina, Brasil, Cuba, Chile, Ecuador, El Salvador, Haití, Italia, México, Panamá, Paraguay, Perú, República Dominicana y Uruguay, con un total de 32 delegados.