OPINION: El accidente del comunicador Edgar Heredia.-

0
421

11263032_809237209130275_7688155839479670466_n-300x300Por Juan Guevara.-

DIARIO VISION.-os a un colega y  un  importante sucesor de la prensa local y nacional. Un accidente ocurrido ayer por la noche, próximo al Aeropuerto Internacional María Montéz, donde los  talentosos periodistas Edgar Heredia y su padre Arcadio Heredia, entre otros representantes del Distrito Municipal de Palo Alto,  salvaron su vida de manera milagrosa, cuando en el vehículo en que viajaban fue impactado  por un animal (vaca), de las tantas que deambulan por las calles y avenidas de nuestra provincia…,pero esta son invisibles para las autoridades y de muchos periodista y comunicadores que no difunden los problemas que nos afectan, por sus compromiso con los distinto sectores –políticos-  de nuestra sociedad, rectifico, que no son todos, pero las mayorías, si.

Citaré lo que me envió Edgar a mi correo: “No es posible que a estas alturas de juego tengan que morir personas porque los dueños de animales no tengan conciencia de lo que significa encontrarse con un animal en la carretera, hay que vivir esa situación para saber que se siente; pena y vergüenza debe de dar que las autoridades competente, que  no hacen nada para regular esta situación donde han muerto decenas de ciudadanos” indicó el destacado comunicador.

Pero yo le voy agregar a eso también: “cómo va hacer que los delincuentes choferiles retengan un vehículo estudiantil, como que ellos son los que determinan  quienes pueden hacer excursiones, moverse libremente. Pero a dónde diablo es que vamos a llegar.

Este país no es ni una selva, porque en la selva hay control y respeto de Tarzán a  sus animales y de los  animales a Tarzán… no así de los tarzanes de  autoridad  que tenemos  y de  la vaca que provocó el accidente.

Me siento más que bien, que mi colega, hermano y amigo Arcadio Heredia – Edgar-, con quien he tenido grandes debates, donde hemos cuestionado que se ha perdido la responsabilidad de la prensa, que hoy en día todos los titulares responden en un 90 % a la política y no a los problemas que nos arropa, pero muchos se cobijan en la sagrada frase “cada quien tiene libre albedrio”, ahí es donde los sin morales se anidan.

El caso de ayer,  no se le puede   imputar a la prensa, pero ¿podemos imputárselo a nuestras autoridades?,  no. Porque ellos nunca se dan cuenta de los problemas que arropan a nuestras comunidades,  y  – nosotros la prensa- “somos” los que debemos hacer esas denuncias, para que las autoridades irresponsables puedan tomar medidas cautelares y evitar muertes a destiempo, como la que podíamos sufrir el sector comunicacional, la familia de los políticos y la familia Heredia Pérez.

Ante el hecho de la media noche de ayer, pues esperamos que el actual alcalde  y probablemente a repetir en el periodo 2016-2020, según opiniologos y profetas cercanos a él, que ojala para su próxima gestión los animales sean apresados y multen a sus propietarios, para evitar tantas muertes y accidentes que han dejado cientos de personas con lecciones permanentes, debido a una sociedad rumbo al desastre, donde “el sálvese quien pueda” es el eslogan de los que no tienen el decoro de luchar por una sociedad mejor.

La vida de la hado otra oportunidad a nuestro querido y colega Edgar Heredia para seguir difundiendo nuestro problemas por todo lo altos, así como de hacer reportes de estos animales que deambulan a diarios; y así las autoridades nacionales sean quienes vengan en auxilio nuestro, ya que la  dejadez de las autoridades locales se connotan en los casos como el que te pasó.  ¡Sigue luchando, querido colega!

Que este caso le sirva a las autoridades para que   comiencen a tomar medidas contra estos animales, ya que es imperdonable que no se puede transitar con seguridad,  por las falta de responsabilidad  de quienes nos dirigen, de quienes no cumplimos el verdadero rol comunicacional: que es ser un vocero y aliado del pueblo, de los que sufrimos las consecuencias por la que somos sometidos por un sistema insensato al dolor del pueblo.

El autor estudiante de término de Comunicación Social en el Centro UASD Barahona.

 

 

Dejar respuesta